Sábado | 28/01/2017


Leer más!

Efemérides | 28ENE


Leer más!

Nacimiento | 28ENE


Leer más!

Zona Tecnológica - Nro.16


SEXO CON ROBOTS, UN FUTURO, NO MUY LEJANO 

En columnas anteriores tocamos temas de avances en la tecnología, como la misma se ha vuelto parte indispensable de nuestra vida y todas aquellas aplicaciones e innovaciones que han salido al mercado para facilitarnos el día a día. Pero alguna vez se han puesto a pensar ¿Hasta dónde llegaremos? ¿Sera la tecnología capaz de reemplazar al humano mismo? Es por eso que hoy en Zona Tecnológica hablaremos de un tema tabú: El sexo con robots ¡Comencemos!

Y es que David Levy, experto en inteligencia artificial, confirmo que el sexo con robots está “a la vuelta de la esquina”; esto en el marco del 2º Congreso Internacional sobre el Amor y el Sexo con Robots que se celebró a finales del año 2016 en Reino Unido. En dicho congreso los especialistas pronosticaron que los primeros amantes de metal, goma y plástico, programados para dar placer sexual estarán listos en unos meses.

Así que no debemos imaginar que esto se dará en un futuro lejano, Abyss Creations, una empresa estadounidense, empezará a promocionar este año sus primeros robots sexuales con la capacidad de moverse y hablar como humanos. Además, el Congreso celebrado en Reino Unido sirvió también para presentar los últimos avances en sexo cibernético, como es el caso de “Kissenger”, un dispositivo que se conecta con el Smatphone y contiene avanzados sensores que detectan la presión del beso y la transmiten a la pareja en tiempo real a través del internet. También, los estudiantes de la Universidad Japonesa de Keio, en Tokio, están desarrollando la “Telelengua”, para así lograr lo que sería la “interacción oral remota”, permitiendo a las parejas transmitir sonidos y sensaciones casi reales usando dicho dispositivo.

Pero la delantera en este campo; al día de hoy, la llevan las Real Dolls, sofisticadas e hiperrealistas muñecas de silicona que son un éxito de venta. Estos objetos vienen con un amplísimo catálogo de variantes para el color de piel, ojos y pelo, además de numerosas posibilidades de personalización de rasgos faciales y variantes en el tamaño de las partes de su cuerpo. Así, cada Real Doll es única y también costosa: su precio puede llegar hasta los 8 mil dólares, lo que no fue un obstáculo para que se vendieran miles en los últimos tres años, gracias a una alta tasa de satisfacción por parte de clientes de todo el mundo. 

El CEO y fundador de las Real Dolls, Matt McMullen, está satisfecho con el nivel de aceptación alcanzado por sus creaciones, que hoy tienen cabellos y piel realistas, pero tiene un ambicioso plan: dotar a sus sofisticados gadgets con los últimos adelantos de inteligencia artificial y darle vida a sus muñecas.

El debate sobre si es ético o no, está sobre la mesa: Por un lado, tenemos a David Levy que asegura que el matrimonio con estas máquinas no será nada del otro mundo y podrá hacerse realidad a mediados de siglo, de hecho, cree que para el 2050 habrán robots capaces de enamorar a un humano. La profesora de la Facultad de Ciencias Informáticas de la Universidad de Sunderlan, en Inglaterra, Lynne Hall, piensa que los robots podrían brindar “una experiencia sexual fantástica” y tendría muchas ventajas; como no contraer enfermedades y poder controlarlo, pero, al mismo tiempo descarta que pueda sustituir a las relaciones humanas ya que aún existe mucho “pánico moral”. Por otro lado, Emma Yann Zhang, estudiante de doctorado en la Universidad City de Londres, que trabajó en el prototipo Kissenger, dijo que falta mucho para que la gente encuentre la idea normal; aun así, el sexólogo Patricio Gómez Di Leva afirmo: "Creo que van a ser muy útiles para cumplir algunas fantasías como tener tríos o experiencias de sexo grupal; donde el temor a que uno de los miembros de la pareja se involucre emocionalmente con el tercero suele ser muy frecuente".

Ya existen movimientos que piden prohibir la producción de robots con este fin, bajo la premisa de que objetiviza a la mujer. Otros defienden que pueden ser la solución para evitar impulsos pedófilos, abusivos y erradicar para siempre el trabajo sexual.

Lo cierto es que, dentro de muy poco tiempo será posible tener relaciones sexuales con robots que accionen y reaccionen a nuestros movimientos, aun en contra del pensar de las demás personas.

"Es un prejuicio pensar que las relaciones sexuales de una persona sólo pueden ser tenidas con otro humano. La sexualidad requiere de flexibilidad y de adaptación a los cambios. La sexualidad es una sola y recorre la historia, pero sus formas fueron cambiando a lo largo del tiempo y así seguirá siendo. La sexualidad del futuro es difícil de imaginar, pero seguramente incluya a los robots entre nuestras sábanas", concluyó Gómez Di Leva.

Y tu ¿Qué piensas al respecto? ¿Se podrán desarrollar seres con inteligencia solo para saciar fantasías sexuales? No dejes de escribirme tus comentarios a tecnologia@resumendenoticias.com.ve y sígueme en @ZonaTecnoRDN ¡Nos leemos la próxima semana! 
Leer más!

Todos los Domingos


Leer más!

Todos los Días


Leer más!